Empresas alemanas preparan sistema para sacar los plásticos del mar

Una red de empresas alemanas planea sacar de los mares parte de las millones de toneladas de plásticos con ayuda de un sistema industrial que quieren poner en marcha a partir de 2018, según informó este martes el coordinador del proyecto, Dirk Lindenau.

basura2

El plan prevé que una flota de barcos reformados con redes retiren del mar los plásticos en zonas especialmente afectadas por este tipo de basura, que luego será procesada en un barco especial. La basura se empleará para generar energía o será reciclada.

Los expertos estiman que existen 140 millones de toneladas de plástico en los mares y que esta cifra se incrementa anualmente en hasta diez millones de toneladas. Una vez en el mar, la basura permanece allí durante siglos.

Debido a la fricción, el agua salada y la radiación solar, las partes de plástico se hacen cada vez más pequeñas y acaban llegando a la cadena alimentaria humana a través del pescado. Los pescadores y el turismo padecen igualmente los estragos de la basura.

Un ejemplo de la dimensión de estos residuos se puede encontrar en Brasil donde sólo en la costa entre Río de Janeiro y São Paulo se vierten en el mar anualmente 70.000 toneladas de plástico, alertó Lindenau. En parte, la basura es arrastrada desde los vertederos al mar cuando se producen fuertes lluvias, explicó.

Solo para luchar contra esta cantidad habría que tener allí de manera permanente nueve barcos para recolectar la basura y uno para procesarla, agregó.

En el proyecto también participa el meteorólogo alemán Meeno Schrader, que será el encargado de informar sobre las “corrientes de basura” ocasionadas por el viento, las corrientes y la lluvia.

La red formada por diez empresas alemanas afecta a un total de 192 países, cuyas costas tienen que hacer frente a este tipo de contaminación. De manera especial destacan China, Indonesia, Filipinas y Vietnam. El problema también se encuentra en Alemania, donde anualmente llegan al mar del Norte y al mar Báltico 20.000 toneladas de plástico.

El ministro regional de Medio ambiente de Kiel, Robert Habeck, alabó el proyecto promovido por el Ministerio de Economía alemán. “Sería fantástico si se pudiera recuperar de nuevo la basura del mar”, afirmó. Sin embargo, el objetivo principal debería ser acabar con la contaminación del mar y evitar que los plásticos lleguen a los mares, agregó.

Lindenau quiere presentar un plan de negocio a mediados del próximo año. “Entonces sabremos con exactitud cómo de caro será el proyecto”, indicó sin querer aventurarse a hacer una estimación del coste. (I)

Fuente: eluniverso.com

Entradas Relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario


  • RSS
  • Twitter
  • Facebook
  • Google+
  • Flickr
  • YouTube