El tiburón que nunca nadó por las calles de Puerto Rico

Durante esta noche el mundo ha vivido con pasión la versión puertorriqueña de ‘Las vacas del pueblo ya se han escapao, riau, riau’, aunque con tiburones en lugar de vacas bravas.
 
 
 
Todo comenzó hace cuatro días cuando un usuario subió a la red una imagen aterradora tomada con un móvil de un enorme escualo nadando a un par de metros de su coche por las calles de Puerto Rico, inundadas al paso delhuracán ‘Irene’. La espectacular imagen ha dado la vuelta al mundo en pocas horas pese a que se trataba de un ‘fake’. Un engaño.
Es muy difícil colarle un engaño a millones de tipos, pues hay gente con buena memoria, como los que han recordado que la silueta del tiburón era exacta a la de otro escual que fotografió en su día Thomas Peschak en las aguas de Sudáfrica. La misma estela de agua, las mismas muescas en las aletas…
El tiburón era mucho más grande y perseguía a un hombre en un kayak. La fotografía original es espectacular, tanto que en su día también generó polémica, pues miles de personas acusaron a Peschack, colaborador de National Geographic de fraude, según él mismo cuenta en su blog. La imagen, que se llegó a publicar en ‘Paris Match’ se había tomado en 2003 en Sudáfrica, muy lejos de las calles de Puerto Rico.
 

Entradas Relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario


  • RSS
  • Twitter
  • Facebook
  • Google+
  • Flickr
  • YouTube